En la actualidad, los usuarios no se conforman con conocer la información básica de un producto o servicio (vale decir, características, precio, disponibilidad, ventajas). Buscan contenido de valor de la marca en general y de sus múltiples facetas, que sea útil, novedoso, práctico y asertivo. Los usuarios modernos no quieren publicidad invasiva; de hecho, la mayoría la evita. El marketing de contenidos consiste en la creación y publicación de contenido relevante para su audiencia y abarca desde las redes sociales hasta los blogs, ebooks, webinars, sitios webs, entre otros medios digitales. Más que vender, el marketing de contenidos tiene como fin ganar clientes potenciales o usuarios fieles a tu marca, dispuestos a recomendarte.